A través de su cuenta de Twitter, el usuario “El Sir” compartió una fotografía del encendedor que recibió, misma que algunos internautas han criticado, pero que otros han celebrado por el humor escondido en el mensaje.

Dicha funeraria está en funciones desde 1985. Luis, uno de sus propietarios, es el responsable de hacerle publicidad a su negocio con un toque de humor a través de encendedores, bolígrafos o calendarios.

De acuerdo con la información de El Periódico, ésta no es la primera vez que una funeraria sorprende con sus estrategias de marketing. En la Navidad pasado, la Funeraria Ourense de A Valenzá hizo una cesta navideña dentro de un féretro.

Arriba