Colima

Grupo Atlacomulco podría perder el único estado que ha gobernado por 90 años

A un mes de que empiece el proceso electoral para elegir al sustituto de Eruviel Ávila en la gubernatura, el consejero del tricolor reconoció que el PRI está en un momento crítico por la situación que atraviesa el país y por el “humor social negativo” que persiste, además el dirigente del grupo político, Enrique Ochoa Reza, no comprende lo qué sucede.

“Supone que con desplantes, retos y exageraciones va a resolver la situación”, señaló el político chiapaneco quien consideró un error que la dirigencia nacional “sólo emita berrinches, desplantes, retos y agresiones individuales a los personajes del momento, sin cuidar en dar una oferta clara y contundente de lo que quiere el PRI para el país y la gente”, expresó Santiago.

A su vez Bernardo Barranco Villafán, consejero electoral en el Consejo Local del INE en dicha entidad, apuntó que para el PRI la elección del próximo 4 de junio representa la posibilidad de que permanezca en el poder el grupo Atlacomulco que ha hecho de las funciones de servidor público y de los recursos un negocio personal.

“La política en el Estado de México no sólo es un juego de poder sino un negocio jugoso. Siguiendo la filosofía de Carlos Hank González, del grupo de Atlacomulco, hay una tenue línea entre la política y los negocios, entre los empresarios y los actores políticos. En algunos casos pasan de ser funcionarios a ser proveedores, en otros son al mismo tiempo empresarios y políticos. De tal suerte que esto alcanza casos inusitados como ver al secretario de Gobierno, José Manzur Quiroga, que tiene declarados más de 80 millones de pesos en propiedades; además los ostenta, con un rancho con lago artificial, un pequeño zoológico y una colección de más de 200 vehículos Ford Mustang”, afirmó Barranco Villafán.

El consejero local del INE dejó en claro que, de cara a los comicios de 2018, ganar la gubernatura del Edomex le permitirá al grupo Atlacomulco, que ha gobernado ese estado durante nueve décadas, asegurar la continuidad de su proyecto político y empresarial. Ahí radica el riesgo de una derrota para el negocio que ha establecido dicha agrupación.

Fuente: Proceso

Arriba