Colima

Sin actualizar documentos en sitio de Osafig, acepta Zamora

El auditor Superior del Órgano de Fiscalización Gubernamental (Osafig), Armando Zamora González, reconoció ante 22 de los 25 legisladores de la quincuagésima octava legislatura que los informes de las cuentas públicas del ejercicio fiscal 2015 publicados en el sitio de internet de ese organismo el pasado 2 de octubre no estaban actualizados y que los documentos que “cuentan” son los entregados en físico el pasado 29 de septiembre a la Comisión de Hacienda del Congreso local.

Por ese motivo dijo, se realiza una investigación para determinar en qué área o quién cometió el error de subir a la red la información incorrecta para en su caso aplicar una sanción por la discrepancia generada con los diputados quienes señalaron en su momento inconsistencias en 12 de los 22 informes de cuentas públicas.

Reunidos en la Sala de Juntas del Congreso local, aseguró que no se ha actuado “con dolo” en este tema y que para nada le interesa que se genere desconfianza del trabajo que llevan a cabo en el Osafig.

Asimismo, el auditor Superior, Armando Zamora González, resaltó que lo que representan los informes de cuentas públicas son propuestas de sanción en contra de algunos exfuncionarios, pero enfatizó “que nada está calificado” aún, sino que eso corresponde a las Comisiones de Hacienda y Responsabilidades.

También manifestó que el actual trabajo del órgano fiscalizador se hace con un esquema diferente a lo que se había realizado en los años anteriores, resultado de ello las auditorías excepcionales a los últimos tres años de la administración estatal de Mario Anguiano Moreno.

Finalmente, el presidente de la Comisión de Gobierno Interno, Nicolás Contreras Cortés, subrayó que “antes las cuentas públicas se arreglaban en la mesa”. Además, refirió que la reunión con el auditor dejó avances y ventajas importantes por aclarar el porqué de las inconsistencias, ahora añadió, los diputados deberán centrarse en lo urgente, es decir, el tiempo para calificar las cuentas públicas y “castigar a los corruptos”. La fecha fatal es el 30 de noviembre.

Arriba