México

Asegura EPN que no meterá las manos por gobernadores corruptos

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, sobre las acusaciones sobre el gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, sostuvo que no meterá las manos por nadie, y señaló que cada gobernante es responsable de sus actos y tiene que rendir cuentas claras sobre la responsabilidad que asumió.

“En el caso de Veracruz y otros que eventualmente están señalados, creo que cada gobernante es responsable. Hoy, están en curso distintas investigaciones para saber si realmente actuaron fuera de la ley o no. Y me parece que cada gobernante, cada uno de ellos, tendrá que enfrentar los señalamientos de que son sujetos, tendrán que enfrentar obviamente las investigaciones que hoy se están realizando”.

El mandatario advirtió que no solapará a ninguno de los gobernadores señalados por presuntos actos de corrupción, y reiteró que cada uno de ellos tendrán que enfrentar las investigaciones que se realizan en su contra y si cometieron alguna falta enfrentar el peso de la ley.

Peña Nieto mencionó que su gobierno tiene el compromiso de “no solapar, no permitir, que haya actos de corrupción. Y que si eventualmente alguien incurrió en un acto de estos, que enfrente el peso de la ley”.

Cuestionado por Joaquín López Dóriga en su noticiero nocturno sobre los casos de los ex gobernadores de Nuevo León y de Sonora en los que también han recibido señalamientos por presuntos actos de corrupción, el mandatario federal señaló que todos ellos deben enfrentar sus procesos y acreditar o responder a los señalamientos.

“No voy a meter la mano. Más bien, la voy a meter en favor de la legalidad. Yo estoy en favor de la legalidad, del combate frontal a la corrupción. Es parte, además, de un compromiso que deriva  ante los eventos a los que el Presidente fue sometido como nunca, estoy comprometido para combatir la corrupción de forma firme y decidida”. Agregó que por eso se realizan las investigaciones en curso.

Por otra parte, sobre la sucesión presidencial, Peña Nieto indicó que el PRI definirá en su momento a quien será su candidato presidencial. “Es hoy pronto para anticipar algo”, pero ponderó que hay tiempos anticipados en la democracia mexicana con actores políticos que comienzan a moverse.

Dijo que será la mayoría de los mexicanos la que decida quién será el próximo presidente de la República en una democracia que se ha venido consolidando. Y respecto a quienes son los presidenciables del PRI también declinó dar nombres y se limitó a aceptar que son los mismos que se mencionan en la calle, en los medios  y en la sociedad.

“Creo que en lo que está en mi responsabilidad, y esa es la tarea que asumo, es asegurarme que lleguemos en un clima de gran armonía social, de paz social, para que tenga lugar el proceso electoral en el 2018, donde los mexicanos decidan quién será su próximo presidente.

“Yo lo que quiero es que nuestra democracia se siga consolidando. Yo quiero, y mi deseo genuino es que los mexicanos tengan una opción real, valoren y conozcan a quienes en su momento sean los candidatos y se decidan por aquel o aquella que eventualmente les dé las mejores garantías y los mejores postulados para que el país siga creciendo. Mi interés es construir o coadyuvar, desde el gobierno, a crear un ambiente propicio para que la gente decida de forma libre en lo que, estoy seguro, será una competencia muy cerrada.

Al ser cuestionado sobre si su prioridad es que gane el PRI en el 2018 respondió que su prioridad es que México avance y crezca y poder darle valor a lo que los mexicanos han podido construir. “Yo espero que, llegado el 2018, evidentemente habrá diferentes posiciones, diferentes propuestas.

“Mi interés sería que este proyecto de nación que hemos venido construyendo y que recoge mucho de lo que se ha hecho en el pasado a través de distintas generaciones. Seis años son pocos para hacer toda una nación o para definir una Nación o hacer una Nación. Pero seis años son muy importantes, y es un periodo corto de tiempo para incidir en la transformación que un país debe tener.

“Mi interés, es que el esfuerzo de este gobierno se vea acreditado en ese impulso transformador de México. Y espero que este impulso de transformación positiva para México se mantenga en los años por venir, y esto estará en la definición que tengan los mexicanos cuando llegue el 2018”.

Aseveró que hoy su único deber, tarea, empeño, y compromiso es seguir trabajando por la transformación que México está teniendo. Y no abandonar -dijo-, al contrario, y menos claudicar, sino ser perseverante en esto que estamos impulsando que, estoy seguro, ya desde hoy está beneficiando a muchos mexicanos.

Respecto a las elecciones en Estados Unidos, el presidente dijo conocer a Hillary Clinton pero no a Donald Trump con quien, comentó, nunca ha platicado.

Ratificó su disposición para hablar con cada uno de los candidatos  estadunidenses incluso en Los Pinos.

Indicó que el gobierno de México mantendrá su apoyo a los mexicanos que viven en Estados Unidos, pues “no están solos”. Agregó: “mi gobierno está en absoluta disposición de trabajar y de construir con quien eventualmente resulte electa o electo Presidente de los Estados Unidos.

The Latest

Arriba